LAZOS INVISIBLES





Los lazos energéticos son unos hilos  invisibles para el ojo humano que se crean entre las personas cuando existe un vínculo íntimo especial; por medio de estos lazos se manda o se recibe  información o energía de la otra persona.

Los lazos van de chakra en chakra conectando los 7 chakras principales de todas las personas con las que nos relacionamos. El chakra más receptivo  es el del corazón. ¿No te ha pasado que una persona te llega a la mente de un momento a otro y luego, al cabo de un tiempo (minutos o días), te llama por teléfono? Bueno, esto es debido a los lazos que existen, que hacen que la persona antes de llamar empiece a pensar en nosotros.

Esta energía se transmite a la persona por medio de los hilos y del lazo que tengamos con ella. Captamos la información de modo inconsciente.  Cuanto más tiempo conocemos a una persona y más intima es la relación con ella, más fuerte es el lazo que une.

Uno de los lazos que más se fortalece con una persona es el que aparece cuando tenemos relaciones sexuales con ella. Al  tener relaciones sexuales con una persona, no solamente se juntan los cuerpos físicos, como mucha gente lo piensa; energéticamente pasan cosas más allá de nuestra capacidad de comprensión: se crean los lazos energéticos  que inevitablemente nos unen a esa persona.

Los lazos energéticos tienen un aspecto positivo y un aspecto negativo. Si tenemos un lazo con una persona que nos quiere, esta nos enviará  buenos pensamientos y energías. Si por el contrario hay una persona que no nos quiere y que esta pensando mal sobre nosotros, recibiremos por medio del hilo malos pensamientos, bloqueos, obstáculos y malas energías, hasta el punto que podemos llegar a enfermarnos. 

Como podemos cortar los lazos?
Con esta pequeña meditación podrás cortar lazos energéticos con la persona que quieras.

Siéntate cómodamente en tu postura habitual de meditación. Haz unas cuantas respiraciones conscientes, relájate y serena tu mente. Cuando estés tranquilo y en paz, visualiza el canal central que recorre todos los chakras y realiza la conexión Cielo- Tierra. Imagina como al inspirar te va llegando toda la energía del Cielo y del la Tierra a tu chakra Corazón.
Este chakra se va llenando de energía y una vez está lleno, empieza a expandir energía hacia todo el cuerpo hasta que estés totalmente luminoso. En este punto, imagina cómo la luz atraviesa las barreras de tu piel y tu aura se empieza a llenar de luz.

Una vez tu aura esté luminosa, empieza a hacer contacto con la persona con la que vas a romper lazos. Recuerda que esa persona es un ser de luz maravilloso y lo que está haciendo ahora, forma parte de su evolución y no es nada personal contigo. Perdónalo por sus acciones, pero no dejes que estas te perjudiquen.

Visualiza tus chakras y los chakras de esa otra persona. Visualiza los lazos entre los chakras y siente la conexión que hay entre los dos. En este punto, imagina unas tijeras energéticas y ve cortando los lazos con ella. Hazlo de uno en uno y cada vez que hagas un corte, haz la afirmación: “Corto este lazo con... (el nombre de la persona)”.

Es importante que después de cortar lazos, afirmemos: “No te permito que vuelvas a engancharte a mí “. De esta forma, la otra persona no podrá volver a crear y reconectar lazos contigo. Una vez terminado el ejercicio, despídete de esa persona deseándole lo mejor en su camino y en su evolución.
Es posible que tengas que repetir un par de veces más esta meditación, sobre todo si los hilos que te unen a esa persona son muy fuertes.

Para finalizar, es importante saber que cuando cortamos lazos con una persona, nos tenemos que asegurar de que por nuestra parte no queda ninguna negatividad hacia ella; que realmente la hemos perdonado y deseamos seguir con nuestra evolución sin que esto nos afecte más, ya que perdonar nos libera a nosotros y deshace los nudos que hayamos creado. Por más cortes energéticos que hayamos hecho con una persona, si nosotros no hemos sanado  la relación, seguiremos sufriendo, enganchados a la persona o la situación. 


 Por otro lado, tenemos que ser más conscientes de con quién queremos compartir  el templo sagrado que es nuestro cuerpo. Ahora sabes que esta energía  creadora es tan poderosa, que una persona que tiene sexo con diferentes personas sin cuidar su energía sexual, se puede estar cargando con las energías de las parejas anteriores de su pareja actual  y viceversa. Imagina con cuánta energía de otros podrías estar cargada…




Gracias por leer, comentar y compartir las notas.

Puedes suscribirte de forma gratuita a nuestro blog y recibir todas las publicaciones en tu correo. Sólo tienes que poner tu dirección de e-mail en el gadget de la derecha.

4 comentarios:

  1. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

      Eliminar
  2. Hola! Me gustó mucho el artículo. Me surge una inquietud ¿Los lazos se pueden cortar solo con personas que hemos tenidos relaciones?? o puede ser con cualquier persona que conocemos familiares, amigos, entre otros ??

    ResponderEliminar