2015 EL AÑO DE LA JUSTICIA





Dejamos el año de El Carro que nos llevó por caminos desconocidos manteniéndonos en constante agitación durante varios meses… Se acaban el vértigo y la aventura pero no la intensidad.
El 2015 es un año 8 (ocho) y se le conoce en el Tarot como el arcano de La justicia… pero más que juicios terrenales, nos trae la Justicia Cósmica, esa que se aplica a través de las Leyes Universales y que algunos llaman ley del karma. La justicia sabe dar a cada cual lo suyo. Es un año para recibir exactamente lo que mereces… o recoger lo que sembraste.
La carta de La justicia se grafica como una dama con sus ojos vendados quien sostiene en sus manos la balanza universal. Hay que mantener el equilibrio y eso se logra solo con trabajo interior, sin mirar nada de lo exterior sino que evaluando desde el alma… sintiendo en infinita compasión.
Vemos también que la justicia tiene en sus manos una espada y está dispuesta a dejarla caer sobre nosotros ante cualquier falta –lo que rompe la armonía universal– y con ella está dispuesta a rasgar todas tus máscaras para que puedas mirar en tu interior.
Se dice que la justicia es fría, implacable –hablamos de verdadera justicia– se aplica a todos por igual y no mira –porque no ve– ni escucha razones particulares… Le entrega a cada cual lo que merece y eso es lo que produce el equilibrio en este mundo.
Sin justicia no habría excelencia y todo el Universo funciona en una perfección absoluta. Los planetas giran a diferentes ritmos y órbitas alrededor del sol sin alteraciones a través de los siglos y eso refuerza la idea de que existe un poder sostenedor. Que hay una fuerza creadora que mantiene cada cosa en su lugar. Que sin armonía y equilibrio no podríamos existir.
Quizás la justicia de los hombres sea bastante injusta, pero la Balanza Universal es siempre equitativa porque sabe mirar el fondo de las cosas. A veces vemos actos muy altruistas, pero desconocemos las reales motivaciones de esas acciones… y también podemos presenciar algunos hechos que pueden parecernos muy egoístas y desconocer las nobles intenciones que hay detrás… Nada es como parece dice la justicia y se aplica en forma pareja enseñándonos que toda causa tiene su efecto y que debemos ser conscientes de cada una de nuestras acciones porque el cosmos no mira solo la acción sino que lo que te motivó a hacerlo. Este año cobrará mucha importancia la intención que pones en todo lo que haces.

Vivir un año bajo la vibración de La Justicia es trabajar muy duro en nosotros mismos. Es ser conscientes de que cada cosa que hacemos, pensamos o  decimos tendrá un efecto energético. Será un periodo para aplicar de manera practica todo lo que hemos aprendido en teoría porque a todos nos gusta charlar sobre espiritualidad y muchos se transforman en verdaderos predicadores enseñando a otros como caminar por la senda de la evolución ¿Y nosotros? ¿Hacemos el esfuerzo? ¿Estamos realmente despertando nuestra conciencia? ¿Trabajamos interiormente? ¿O solo cubrimos de barniz espiritual nuestro exterior?

Este es un año para revisarnos, para mirarnos interiormente y despertarnos. Asumir que todo lo que estamos viviendo, ya sea que lo sintamos como premio o castigo es el fruto de nuestro proceder. No debemos culpar a nadie.  Somos responsables de nuestro destino.

Y así… siendo conscientes de que con cada pensamiento, con cada acción, con cada emoción estamos generando una causa que tarde o temprano tendrá su efecto en nuestras vidas  podemos aprender a crear nuestro mundo más armónico, más feliz… Esa es la tarea que no trae el arcano de La justicia.

En Amor y Conciencia.

Me®
shekinahmerkaba.




Gracias por leer, comentar y compartir las notas.



Puedes suscribirte de forma gratuita a nuestro blog y recibir todas las publicaciones en tu correo. Sólo tienes que poner tu dirección de e-mail en el gadget de la derecha.

1 comentario: