COMO ARMONIZAR EL AREA DE LA ABUNDANCIA


La abundancia no es algo que nosotros adquirimos; es algo que nosotros sintonizamos.    Dr. Wayne Dyer





En estos tiempos tan tensos en lo que hace a economía, nos es a veces más fácil sumergirnos en la vorágine de la masa de conciencias que emite frecuencias mentales negativas referentes "a lo mal que estamos".

Cuesta trabajo salir de la matriz y trascender esta percepción, pero podemos empezar a cambiarla desde nosotros mismos, que es el único comienzo que vale, estando concientes cada segundo del presente que estamos creando.
El Feng Shui, propone armonizar las distintas áreas del Ba Gua (herramienta destacada de esta ciencia milenaria), con soluciones fáciles y económicas, de acuerdo al gusto personal.
Es importante el hecho de realizar un inventario de las cosas que tenemos en nuestra casa, de lo que ya no nos sirve, desapegándonos de los objetos (y de las relaciones de éstos con las personas). 
Tomamos conciencia cuando nos mudamos de casa y tenemos que resolver qué hacer con cada cosa en poco tiempo, es como si toda nuestra vida pasara en unos pocos días para que nos hagamos cargo de cada objeto que hemos coleccionado.
Al vaciar a conciencia nuestro placard dejamos que ropa nueva forme parte de nuestro guardarropa.

Es dando como recibimos


El primer paso es detectar dónde se encuentra el área de la abundancia en nuestro espacio (dormitorio, living, comercio, etc.). Podemos detectarla, entrando por la puerta principal, en el ángulo izquierdo de la habitación. Es allí donde podemos colocar un elemento relacionado con la abundancia, de la que el dinero es sólo una parte.
Una vez detectada el área correspondiente, se puede colocar allí un carrillón de metal de buena calidad, esto es que suene con la más mínima brisa, eso hará energizar el flujo económico.
Otra de las soluciones posibles es colocar en este rincón un cofre con monedas en desuso, o bien una esfera de cristal facetada suspendida de un cordón de seda rojo, la cual reflejará la energía.
Colocar fuentes de agua, acuarios, o imágenes de flujos de agua en movimiento puede ser una alternativa más para tener en cuenta en el momento de disponer el mejoramiento en esta área. Según el maestro Lin Yu, el agua en movimiento representa el flujo del dinero y las conexiones con muchas personas que puedan ayudar a conseguirlo.
En cambio, el agua estancada es sinónimo de un panorama económico turbio, aunque el agua quieta pero limpia, como es el caso de una piscina o de un estanque tratado con purificación natural de plantas y organismos vivos puede ser también una solución para tener en cuenta.
Una fuente en la entrada de su casa, cercana a la puerta principal, es otra forma de mejorar la economía, siempre y cuando no bloquee el camino hacia la casa.
Este trabajo se complementa con el proceso personal interior, y como la energía sigue al pensamiento, el enfocarse en todas las veces que ya hemos creado abundancia en nuestras vidas anteriormente, nos hará recordar ese sentimiento de que sí podemos lograrlo.
Cuando nos conectamos a lo que funciona bien en nuestra vida, atraemos más de lo mismo.


¿Qué es la abundancia? La abundancia es un estado del ser
La abundancia es el estado en el cual sientes que tienes todo lo que quieres. Es un sentimiento activo, una emoción. La abundancia está en tu humor vibratorio, la abundancia está en tus emociones diarias. La abundancia es parte de tu integridad y está en tu mente, cuerpo y espíritu. La abundancia no es una cuenta en dólares o cosas materiales como mucha gente piensa.
¿Qué es la pobreza? La pobreza también es un estado del ser. Pobreza es el estado de carecer de lo que quieres. Pobreza es el estado de resistencia para tener lo que quieres. Es un sentimiento activo, una emoción. La pobreza está en tu humor vibratorio, la pobreza está en tus emociones diarias. La pobreza es parte de tu integridad y está en tu mente, cuerpo y espíritu. La pobreza no es la ausencia de dinero en tu cuenta bancaria o cosas materiales como mucha gente piensa.
Si, la abundancia y la pobreza son estados del ser. 
Están en nuestras creencias, pensamientos y emociones. Por eso es que hay algunas personas que no tienen muchas cosas materiales y son felices, tienen abundancia en sus vidas porque ellos creen y sienten que tienen todo lo que ellos quieren; por otro lado, podemos ver algunas personas que tienen muchas cosas materiales y se rodean de lujos y se están quejándose todo el tiempo porque no tienen suficiente. Este tipo de personas no tiene abundancia en sus vidas aun cuando ellos tienen todas las cosas materiales que quieren.
Siendo que la abundancia y la pobreza son estados del ser, podemos crearlas a través de nuestro humor vibracional, de nuestras emociones o estados de ánimo.
¿Qué estas creando diariamente? Si te estás quejando de la falta de dinero y diciéndote a ti mismo y a los demás que es muy difícil tener dinero, o que el dinero es un problema, estos sentimientos están bloqueando la abundancia y estas creando más pobreza. Pero tú puedes crear lo que quieras.
¿Qué quieres crear, pobreza o abundancia? Somos creadores y creamos cosas de adentro hacia afuera. La abundancia es una emoción, la emoción de tener todo lo que quieres sin importar las circunstancias.
Quizás estás pensando: “es fácil de decirlo, pero es muy difícil cuando tienes deudas y no tienes dinero para pagar las cuentas”, y es correcto, es muy difícil, así que estás creando más pobreza cuando piensas de esa forma y empeoras tu situación. Si quieres crear abundancia en tu vida, la forma más fácil es empezar con tus palabras. Las palabras crean pensamientos. La repetición de las palabras se convierte en creencias, y las creencias crean sentimientos; tú puedes activar esos sentimientos para convertirlos en emociones y tus emociones son tu humor vibracional.
Empieza por saber que tú te mereces sólo cosas buenas, lo mejor. La abundancia te está esperando, sólo necesitas estar en el mismo humor vibracional. He aquí tres cosas que puedes hacer para estar en el humor correcto y permitir que la abundancia llegue a tu vida:
1. Repite y practica afirmaciones positivas: Yo merezco sólo cosas buenas. Yo soy abundancia. Cada célula de mi cuerpo, mente y espíritu está llena de abundancia. Yo estoy abierto(a) a recibir dinero en mi vida. El dinero llega a mí de diferentes formas.
2. Sé agradecido por todo lo que tienes (no te quejes por las cosas que no tienes o que has perdido). La gratitud abre las puertas para recibir lo que estás pidiendo y te hace sentir merecedor. Gracias Dios por todo lo que tengo y por las cosas maravillosas que están por llegar a mí. No te acuestes sin agradecer de cinco a diez cosas que te ocurrieron durante el día. También puedes escribir tus afirmaciones de gratitud en tu diario de agradecimientos

El Universo está lleno de abundancia y está esperando para darte lo que es tuyo. Toma esfuerzo y mucha práctica para cambiar tu pobreza en abundancia, pero vale la pena porque es lo que tú mereces. La abundancia es un estado del ser y tú puedes crearla ¿Que estas esperando?

Dr. Wayne Dyer


http://nodejardeleer.blogspot.com.ar/

SAIKU


1 comentario:

  1. Gracias SAIKU, tus enseñanzas y explicaciones amplían mi horizonte de descubrimientos y aprendizajes.

    ResponderEliminar