EL FENOMENO DEL SUEÑO COMPARTIDO





En 2011, el director Christopher Nolan introdujo el concepto de compartir lo sueños con su película “Origen (Inception)”. Dentro de su mundo, era posible que un grupo de hackers entraran conscientemente en la mente subconsciente de un individuo y así poder extraer cierta información. Sin embargo, antes de esta controvertida película de Nolan, el concepto del sueño compartido ya había sido expuesto muchas veces antes. En la saga de “Pesadilla en Elm Street” su director Wes Craven nos detalla el lado más oscuro de este fenómeno, mientras que en la película de 1980 “Dreamscape” protagonizada por Dennis Quaid y Kate Capshaw acceden al mundo de los sueños para rescatar a un presidente cuya mente estaba atrapada allí.
Como hemos podido comprobar, compartir los sueños es un fenómeno que es muy recurrente en el mundo de las películas y los libros, ¿pero es posible en el mundo real?
Una experiencia más allá de lo racional
“Este extraño suceso tuvo lugar hace muchos años cuando mi hija tenía unos cuatro años”, explica Laura. “Nos acababan de regalar un cachorro que le llamamos oso. Una noche tuve un soñé muy vívido en el que oso se escapó. Mi hija y yo estábamos destrozadas por su perdida. Antes de despertar, abro la puerta de casa y oso estaba ahí, moviendo su pequeña colita. Sentí un alivio indescriptible. Esa misma mañana, después de salir de la ducha, me encontré a mi hija tendida en el suelo del pasillo, esperándome muy inquieta. Ella me miró y me dijo: “Estoy tan contenta de que oso regresara”. Nunca he olvidado ese día, me quedé paralizada por lo que me dijo, casi atónita. Le pregunte a que se refería y me contestó que fue por el sueño de la noche anterior. Nuestros dormitorios están en diferentes niveles de la casa, así que no tengo explicación para esto”.
Esto simplemente es una de los miles de experiencias que personas en todo el mundo afirman tener. Los expertos no se ponen de acuerdo, dando paso a acalorados debates, sobre todo porque nadie sabe realmente de lo que nuestras mentes son capaces o si realmente tenemos acceso a otras dimensiones. Lo que está claro es que el “sueño compartido”, también conocido como “sueños mutuos”, describe un fenómeno en el que dos personas experimentan el mismo sueño al mismo tiempo.
Las dos etapas del sueño compartido
Según las experiencias reportadas por una gran cantidad de personas en todo el mundo, dentro de los sueños compartidos o mutuos, las personas pueden experimentar dos etapas distintas.
Los sueños no lucidos: Este tipo de sueños son típicamente incoherentes en el que cada persona en el sueño manifiesta eventos revelados. Aunque las personas que comparten el sueño son conscientes de la presencia del uno y del otro, no se llegan a comunicarse en el sueño, y ni siquiera saben en el momento que están experimentando el sueño compartido.
Sueños lucidos: En este tipo de sueño compartido, ambos soñadores son conscientes de la presencia de la otra, pueden interactuar, y son conscientes de que están en un estado de sueño. En un sueño lúcido, los soñadores mantienen una capacidad lógica y funcional, que operan en un nivel consciente en oposición a un nivel subconsciente.
La evidencia científica de los sueños compartidos
Aunque se han realizado estudios para investigar el fenómeno del sueño compartido, la ciencia siempre se ha mostrado muy escéptica sobre su existencia. Según algunos científicos, la mejor explicación para los “sueños mutuos” es que se debe a las conversaciones, reuniones u otras actividades compartidas de las dos personas y que simplemente son procesadas en sus sueños a la siguiente noche. Pero esta teoría no acabaría de explicar cómo personas que no han compartido experiencias ni tampoco las vivencias diarias comparten sueños, y mucho menos recordarlos o interactuar en ellos.
Sueños compartidos y almas gemelas
Esta es una pregunta que creo que todos nosotros nos hemos preguntado por lo menos una vez. Muchos expertos sugieren que los sueños compartidos únicamente se pueden realizar por “almas gemelas” ya que tienen una conexión muy profunda, incluso cuando no están juntos físicamente. También cabe destacar que esta conexión en los sueños con nuestra alma gemela podrá efectuarse incluso si no la conocemos, estaríamos compartiendo el sueño ya desde muy pequeños.
Toda una realidad
Podríamos hablar largo y tendido sobre los sueños compartidos, pero lo que hemos querido mostrar es la realidad de uno de los fenómenos más misterios e inexplicables de todos los tiempos. Desde un punto de vista científico el sueño compartido es posible pero con una advertencia muy específica. Cuando dos o más personas comparten una habitación, si una de esas personas habla en su sueño sobre los acontecimientos en el sueño, es posible que las personas de la misma habitación puedan interpretar inconscientemente lo que se dice en un sueño, lo cual produce un sueño similar a la persona que habla del sueño.
Pero desde un punto de vista más elevado, los sueños compartidos van mucho más allá de cualquier explicación racional, es la experiencia de nuestro ser.
fuente : mundoesotericoparanormal.com

EL FENOMENO DEL SUEÑO COMPARTIDO



 http://nodejardeleer.blogspot.com.ar/


No hay comentarios:

Publicar un comentario