Cancion del Jardinero Yusa y Sinfónica Donde el Barro se Subleva




PRODUCCION COLECTIVA DE MUSICOS SOBRE LOS AFROAMERICANOS
"Esos negros que somos y no queremos ver" es una producción realizada en el marco del proyecto Sinfónica Donde el Barro se Subleva, espacio colectivo de músicos organizados, bajo la dirección general de Teresa Parodi. En esta oportunidad, se reunieron más de 40 músicos de Argentina, Cuba, Brasil, Colombia y Uruguay, que reversionaron la Canción del Jardinero de Maria Elena Walsh, con el objetivo de plasmar a través de la música la importancia de la africanidad como pilar fundamental de la cultura argentina y latinoamericana. La dirección musical de esta producción estuvo a cargo de la talentosa música cubana Yusa. Esta resignificación aporta un testimonio colectivo, desde el arte, sobre el valor indiscutible de la cultura afro en la configuración cultural de la Patria Grande. Este proyecto contó con el apoyo de la se Secretaria de Cultura de la Nación. Año 2013

Ahora más que nunca ..


Podras recorrer el mundo pero tendrás que volver a tí ...


Jiddu Krishnamurti

(Madanapalle, 1895 - Ojai, 1986) Místico indio. Nacido en el seno de una familia de brahmanes, un líder de la sociedad teosófica, Annie Besant, vio en él al gran instructor espiritual, la encarnación actual del Señor Maitreya.
En 1911, a fin de facilitar su advenimiento, se fundó la orden de la Estrella de Oriente. En 1929 Krishnamurti disolvió la secta y recorrió el mundo con la pretensión de liberar a los hombres de todo temor y de toda limitación, de toda religión y de toda doctrina mediante la introspección individual en busca de capas inexploradas de la conciencia.
Autor de numerosas obras, desde 1969 dirigió en California una asociación que lleva su nombre y, en la escuela del Valle Feliz, potenció una pedagogía basada en la interiorización personal y en la convivencia.

Todo el mundo habla de paz, pero nadie educa para la paz ...


LA PAZ NO ES SOLAMENTE LA AUSENCIA DE GUERRA


Activista de los derechos humanos de Guatemala (Chimel, Uspatán, 1959). Rigoberta Menchú nació en una numerosa familia campesina de la etnia indígena maya-quiché. Su infancia y su juventud estuvieron marcadas por el sufrimiento de la pobreza, la discriminación racial y la violenta represión con la que las clases dominantes guatemaltecas trataban de contener las aspiraciones de justicia social del campesinado.
Varios miembros de su familia, incluida su madre, fueron torturados y asesinados por los militares o por la policía paralela de los «escuadrones de la muerte»; su padre murió con un grupo de campesinos que se encerraron en la embajada de España en un acto de protesta, cuando la policía incendió el local quemando vivos a los que estaban dentro (1980).
Mientras sus hermanos optaban por unirse a la guerrilla, Rigoberta Menchú inició una campaña pacífica de denuncia del régimen guatemalteco y de la sistemática violación de los derechos humanos de que eran objeto los campesinos indígenas, sin otra ideología que el cristianismo revolucionario de la «teología de la liberación»; ella misma personificaba el sufrimiento de su pueblo con notable dignidad e inteligencia, añadiéndole la dimensión de denunciar la situación de la mujer indígena en Hispanoamérica.
Para escapar a la represión se exilió en México, donde publicó su autobiografía en 1983; recorrió el mundo con su mensaje y consiguió ser escuchada en las Naciones Unidas. En 1988 regresó a Guatemala, protegida por su prestigio internacional, para continuar denunciando las injusticias.
En 1992 la labor de Rigoberta Menchú fue reconocida con el Premio Nobel de la Paz, coincidiendo con la celebración oficial del quinto centenario del descubrimiento de América, a la que Rigoberta se había opuesto por ignorar las dimensiones trágicas que aquel hecho tuvo para los indios americanos. Su posición le permitió actuar como mediadora en el proceso de paz entre el Gobierno y la guerrilla iniciado en los años siguientes.

Septiembre, el mes que vivimos en peligro: cómo la naturaleza sigue golpeando a México y el Caribe

Huracanes y terremotos provocaron muerte, destrozos y desolación en diferentes países del Caribe. Incluso en EEUU, donde los ciclones Harvey e Irma dejaron más de 100 fallecidos.




El mes de septiembre comenzó con los estragos que dejó el huracán Harvey en Texas, Estados Unidos, a fines de agosto. Fue el fenómeno más fuerte que golpeó al país en la última década. Pero la naturaleza todavía seguía siendo una amenaza para el Caribe y EEUU.

El 30 de agosto se desarrolló el huracán Irma en Cabo Verde. Rápidamente se intensificó y cuatro días más tarde alcanzó la categoría 5 con vientos superiores a los 290 kilómetros. En su devastador paso por el Caribe golpeó a islas como Antigua y Barbuda, Bahamas, Cuba, Haití, Puerto Rico, San Bartolomé, San Martín, las Islas Vírgenes y a República Dominicana. El 10 de este mes, tal como lo había anticipado el Centro Nacional  de Huracanes de Estados Unidos,  Irma tocó tierra en la Florida.

Además de los graves destrozos que dejó en lugares como Barbuda o las Islas Vírgenes, el huracán causó más de 30 muertos en el Caribe y al menos 58 en suelo norteamericano (el último reporte fue difundido este lunes 18 de septiembre).
Con los más de 40 muertos que dejó Harvey, Estados Unidos en menos de un mes registró más de 100 fallecidos por los dos huracanes.
Por su parte, también a inicios del mes, se produjo entre Bermudas y las Bahamas el ciclón tropical llamado José. Días más tarde alcanzó la categoría de huracán y llegó a tocar tierra en algunas zonas afectadas por Irma como las Antillas o Barbuda, aunque con menos impacto.
En este mes de huracanes y terremotos también estuvo Katia, que se originó en el golfo de México. Allí provocó dos muertos y mantuvo en alerta la costa de Veracruz, el vecino Tamaulipas y otros distritos del centro y este del país.
En las últimas horas fortaleció en su avance el huracán María, que ya golpeó a Dominica y Guadalupe, donde se registraron al menos un muerto y dos desaparecidos. El ciclón, de categoría 5, amenaza con golpear fuerte a Puerto Rico este miércoles.

México, golpeado por las tragedias en menos de un mes
El pánico y el drama se volvió a apoderar de México. Justo 32 años después del recordado terremoto registrado el 19 de septiembre de 1985 que dejó más de 30.000 muertos. Este lunes el país fue víctima, una vez más, de un feroz fenómeno de la naturaleza. En menos de un mes fueron tres los sismos que golpearon a millones de mexicanos, así como dos huracanes (Katia y Max) y una tormenta tropical (Lidia).

El pasado jueves 7 de septiembre, a las 23.49, hora local, se produjo un movimiento telúrico de magnitud 8,2 en el sur del país. Fue el terremoto más potente del último siglo. Incluso más fuerte que el de 1985, que fue de 8,1 en la escala Ritcher.Chiapas y Oaxaca fueron los estados más afectados. El desastre natural dejó más de 100 muertos y cerca de mil heridos. Tras el temblor, se produjeron 266 réplicas; la más fuerte fue de 6 grados.Además, hubo más de un millón y medio de personas sin electricidad. "Fue el sismo más fuerte registrado en nuestro país en los últimos 100 años", declaró el presidente Enrique Peña Nieto, quien estimó que "más de 50 millones de mexicanos sintieron el terremoto".El Servicio Sismológico Nacional (SSN) reportó que el fenómeno se localizó en las cercanías de Pijijiapan, en el estado de Chiapas.En Chiapas y Oaxaca se registraron el colapso de numerosas edificaciones, entre ellas varios hoteles y edificios públicos, los cuales no estaban casi ocupados por el horario no laboral en que se produjo el sismo.El pasado sábado 16, en tanto, el miedo reapareció. Un sismo de magnitud 5,5 sacudió nuevamente el sur del país, con epicentro cerca de Salina Cruz, en Oaxaca.El movimiento telúrico se registró a las 9.18, hora local, pero no causó víctimas ni daños materiales.Este martes 19 de septiembre se cumplieron 32 años del devastador terremoto de 1985.Por ese motivo, las autoridades realizaron simulacros en diferentes puntos del país. Sin sospechar, claro está, que la naturaleza volvería a golpear al país, justo en esa misma fecha. Una fecha que sin dudas quedará grabada en los mexicanos.Un potente terremoto de 7,1 grados, localizado en el límite entre Morelos y Puebla, dejó imágenes impactantes y aterradoras. Autopistas destruidas, edificios colapsados, heridos, muertos y personas atrapadas entre los escombros.Los primeros reportes indican más de 50 muertos y decenas de inmuebles derrumbados.El caótico panorama provocado por esos tres terremotos podría haber sido aún mayor si el huracán Katia y la tormenta tropical Lidia hubiesen golpeado como en un principio se especulaba.A principios del mes Lidia dejó siete muertos tras su paso por el estado de Baja California Sur, en el noroeste del país. Esa misma semana Katia golpeó la costa en el Atlántico. Pero al llegar al centro de la nación se disipó y no causó mayores afectaciones.El huracán Max también se degradó a tormenta tropical al tocar tierra en la costa del Pacífico. Más precisamente en Acapulco. El fenómeno provocó fuerte lluvias e inundaciones.Septiembre de 2017 no será un mes más para los mexicanos. Fue -y es- un mes signado por los desastres naturales.

Fuente: INFOBAE

Horóscopo del 17 al 23 de septiembre

VIRGO 24/8 al 23/9
Marte, Venus y Mercurio en su signo atraen bendiciones cósmicas.
Amor.  Evite las escenas de celos. Los casados están muy felices y los solitarios con pretendientes.
Dinero. Cautela.  Vendrán ofertas para invertir dinero, pedir aumentos, ascensos, tomar nuevo personal, dar exámenes o cambiar de trabajo.
Clave de la semana. Mucha energía a favor, nada puede fallar.
LIBRA 24/9 al 23/10
A merced de la decisión ajena. Molesto y rebelde, la energía no acompaña.
Amor. Por efecto de Venus en Virgo, su inconsciente tenderá a aislarse durante largos períodos.
Dinero. Le costará actuar libremente pero de todos modos sabrá qué hacer y cómo para aumentar las ganancias. Talento.
Clave de la semana. Si puede, recuerde a quienes lo necesitan y lo aprecian.
ESCORPIO 24/10 al 23/11
Días perfectos para reponerse de las últimas batallas y disfrutar.
Amor. Venus y Marte propicios auguran un encuentro intenso. Para entregarse sin reservas a la pasión. 
Dinero. Los ingresos serán buenos y el trabajo gratificante. Los más beneficiados serán estudiantes y comerciantes.
Clave de la semana. Necesita gratificarse, tómese un par de días libres.
SAGITARIO 24/11 al 21/12
Librado a su suerte, mucho de lo que logre dependerá de su gran tenacidad.
Amor. Los planetas no acompañan. Podría presentarse una situación delicada que superará sólo con una postura madura y equilibrada.
Dinero. Tiempos difíciles. Puede haber alguna oferta de trabajo, pero es probable sea por debajo de sus necesidades para vivir.
Clave de la semana. Opte por lo mejor, no por lo perfecto.
CAPRICORNIO 22/12 al 21/1
Expansión, proyección a futuro, viajes y optimismo. Buena etapa.
Amor. Viajar, salir, mudarse, hacer amigos son opciones para vivir de a dos.
Dinero. Confíe más en sus dotes de líder porque está capacitado para ponerse a la cabeza del grupo. Atento todo lo que gasta.
Clave de la semana. No todos toleran la ironía, diga lo que piensa con cuidado.
.
ACUARIO 22/1 al 21/2
El destino será más benévolo en materia de trabajo que en lo sentimental.
Amor. No es momento de precipitarse. Pronto algo inesperado los salvará del naufragio.
Dinero. Estará un poco indefenso. Poco a poco podrá cambiar eso, pero no dependerá de Ud.
Clave de la semana. Si necesita compartir sus penas, no elija a la familia.
PISCIS 22/2 al 20/3
Anticipo de primavera. Puede que viva un romance tierno e impetuoso.
Amor. Aleje a los que envidian su suerte o critican a su pareja.
Dinero. Sus negocios marcharán, pero atento a las dificultades. Antes de romper en mil pedazos un contrato que no lo satisface, estúdielo.
Clave de la semana. Si le delegan siempre el peor trabajo, esta vez diga no.
ARIES 21/3 al 20/4
Pronto la espera económica llegará a su fin. Ya logrará abundancia.
Amor. Duros altibajos en su relación de pareja. Querrá tener a la familia en orden y bajo control, sin lograrlo.
Dinero. Sus conocimientos profesionales le resultarán útiles para atravesar momentos complejos. A la hora de pasar un presupuesto evalúe bien.
Clave de la semana. No se resigne pero acepte la realidad.
TAURO 21/4 al 21/5
Tránsitos planetarios de excepción. Todo marchará como lo desea.
Amor.  Si su pareja es una persona fuerte, mostrará su ternura y si es dependiente, le ofrecerá apoyo.
Dinero. Ponga un límite terminante a quien lo desautoriza. Si tiene muchas consideraciones con el otro, el perjudicado será usted.
Clave de la semana. Respetar a los que saben es un gesto inteligente. Hágalo.
GÉMINIS 22/5 al 21/6
Trabajará en forma compulsiva y se olvidará de su vida privada. Excesos.
Amor. Los compromisos familiares lo agobian. Muy presionado por el trabajo, no logra ocuparse de los suyos. 
Dinero. Pleno caos. Le irá cada día un poco mejor, aunque será a fuerza de dedicación. Planetas en Virgo lo perjudican.
Clave de la semana. Sólo progresa quien oye críticas. Acepte cuestionamientos.
CÁNCER 22/6 al 22/7
Franco repunte en asuntos de dinero y sereno en el plano sentimental.
Amor. Venus en Virgo es una bendición. Por eso, si alguien que recién conoce lo impacta, no deje pasar la oportunidad. 
Dinero. Bien aunque habrá trabajo en exceso. Tiene que afirmarse y a la hora de cotizar su trabajo hágalo con objetividad.
Clave de la semana. Téngase fe. Siga adelante y tendrá en abundancia.
LEO 23/7 al 23/8
El Cosmos no ayuda mucho. Trabajará por dos pero hará todo bien.
Amor. La persona elegida deberá pasar pruebas ya que es un momento de imprevistos.
Dinero. Atento, puede descubrir un interesante filón antes que otros y aprovechará la oportunidad. Será con infinitas luchas de por medio.

Clave de la semana. Asóciese, reparta ganancias junto con deberes.